6 dic. 2014

Día 4 Gante, hoy toca caminar de lo lindo.

 Buenas a tod@s!

Hoy toca madrugar, suena el despertador pronto a las 7.45 ya nos ponemos en pie, desayuno rápido y recogemos los últimos trastos que nos faltan, buen repaso a la habitación para cerciorarnos que no nos dejamos nada y nos vamos para la estación de tren, nuestro destino hoy en Gante. A diferencia del otro viaje, hoy no nos revisan el billete, este hecho, que se comenta mucho por internet, lleva a muchos viajeros arriesgarse a viajar sin billete, por lo que he leído la multa es bastante gorda, así que no os arriesguéis, el trayecto hacia a Gante es apenas 1 hora, aprovecho para ir tomando notas de los días en Brujas y así que no se me olvide nada. 

Llegamos y lo primero que nos encontramos nada más salir es una pila de bicicletas, que yo miro totalmente boqui abierto! Pero como se aclaran para buscar cada cual es la suya!? Como ya comente en las anteriores entradas, la bicicleta es un medio de transporte muy extendido, incluso en algunas zonas hay puesto de hinchado de ruedas públicos, (aquí en España ya encuentras en algunas gasolineras que cobran por este servicio)


Nos dirigimos al hotel, es un pequeño paseo de 600 metros, en línea recta sin perdida, nada entrar nos asombra la calidad del hotel, como bien nos dijo Miguel, todos los hoteles son buenos, pero vamos de “peor” a mejor. Como es pronto aún no tienen la habitación lista, la chica muy amable nos guarda las maletas hasta la tarde, cogemos la cámara de fotos ponemos rumbo al centro. Hay una distancia considerable que puede hacer plantear a más de uno, hacer los tramos en transporte público, nosotros como tenemos tiempo y sobre todo ganas de caminar, decidimos hacerlo a pie.

Aquí los puntos más importantes los tenemos muy cerca, os dejo fotos de los puntos importantes para visitar:
 Puente San Miguel

 Iglesia San Nicolas

Plaza Korenmarkt

Belfort

Catedral de Gante

Stadhuis

Calle de los Grafitis





 Castillo de Gante

A medio dia elegimos para comer Mcdonals, más que nada porque comentaban en varias webs que desde el restaurante de comida rápida habían unas vistas muy buenas hacia la plaza Korenmarkt, además como comer por el centro es carísimo pues bueno, hoy toca guarrear un poco, además luego nos tomamos el café en un Starbucks y si os soy sincero, en los sofás de dicha cafetería se hacen unas siestas muy buenas.

Para rematar la tarde elegimos un buen paseo en barco por los canales de la ciudad, y aquí sí que dimos propinas ya que el guía hizo el viaje en inglés y español y se agradece poder escuchar la historia de la ciudad. 


Acabamos el día con vistas al Puente de San Miguel. A la vuelta del hotel, vemos que es mucho mejor que el anterior y no sé si es porque me duelen los pies de tanto caminar o que la cama es muy cómoda que esta noche caigo en 3,2,1…..

Saludos!


Nota: recordar que para más información, en el pestaña de “guías de viaje” tenéis mi guía a vuestra disposición, cualquier cosa que os haga falta podéis consultarla ahí, o enviarme un mensaje por el blog o por correo.

No hay comentarios :

Publicar un comentario