7 mar. 2016

Día 08 Krabi, James Bond Island

Como ya comente en la entrada de Bangkok coger las excursiones en Tailandia es mucho más económico que contratarlas desde España, te puedes ahorrar más de la mitad de dinero, viendo al buena experiencia que tuvimos en la capital de hicimos lo mismo en Krabi, fuimos a varias agencias y contratamos las excursiones en una agencia loca.
Visitamos primero una cascada, Raman Waterfall, la cascada se encuentra en plena Jungla y da la sensación que es un nacimiento de agua ya que proviene desde dentro de la montaña, pasamos un rato por la zona paseando y haciendo fotos, yo me entretengo un rato haciendo fotos a unas hormigas tremendas que hay por la zona. Estamos un buen rato y nos indican que tenemos que volver para la furgoneta, siguiente destino Monkey cave.

Como a mí me encantan los animales, aquí disfruto bastante con los monitos dándoles plátanos y cacao, lo que pasa que algunos tienen una mala baba e intentan quitarte la comida, son muy listos y sobre todo van a por los niños, menudos cabroncetes los monos! Una vez un rato fuera jugando con ellos, vamos dentro de la cueva donde hay un buda reclinado, el sitio es espectacular por la paz que transmite, aprovechamos para buscar el mejor lugar para fotografiar el interior de la cueva.

La siguiente parada no está en el itinerario, nos paran en un puesto de fruta, donde hacen cata de alimentos gratis, ¿gratis? Perfecto esas son las paradas que me gustan, nos ponen dentro de un pequeño techado de madera con más turistas, aprovechamos para conversar algo con ellos, tenemos a una chica de Europa del Este, un turco, una brasileña y como no unos chinos, esos siempre están ahí… después de la cata de fruta alguna más buena otra más mala, nuestra siguiente parada, James Bond Island.

Esta isla nos gustó mucho, el problema es la saturación de turistas, muy, muy saturada, pero es lo que tiene, no sé si en otra ocasión podríamos ir por libre y buscar una mejor hora para visitarla, hay como una pequeña ruta de senderismo que da la vuelta a la isla, bueno al peñón. Nosotros nos quedamos un buen rato maravillados con el paisaje e intentando borrar a los turistas de nuestras retinas para quedarnos solo con el fondo paradisiaco. Al rato nos avisan, que nuestro tiempo se está acabando y tenemos que volver al barco, es curioso como las tiendas apuran el espacio que hay allí que incluso algunas están dentro del agua, que por cierto, al final todas venden lo mismo!

Luego, en la barca nos llevan a una gruta que se recorre en piragua, pero la verdad, al haber tanta gente no nos apetece hacer la ruta, se juntaron varios factores, aglomeración, calor, y que en el barco que nos tocaba esperar servían una especie de zumo helado muy bueno, así que aprovechamos para relajarnos un rato y fotografiar al famoso Jack Sparrow (tailandes) 

Nuestro última parada es la Villa Flotante, un pequeño poblado en mitad de la ría donde la gente ha empezado a vivir, dentro tenemos el restaurante que nos servirá el típico menú que sirven en todas las excursiones, pero nos sabe a gloria, se ve que han sido considerados con el tema del picante y no se han pasado mucho, pero para nuestro paladares nos sigue pareciendo una barbaridad. Después de comer nos entretenemos con un pez gato que se come los huevos de las alitas de pollo….  Volvemos a la barca que nos llevara hasta el puerto, aquí nos pasó algo curioso con unos turistas chinos y su ansia por ir los primeros en todo, pero bueno sin importancia.

Cuando llegamos a la tarde nos relajamos en el hotel y aprovechamos para cenar en la terraza de nuestra habitación, nos queda poca horas en Krabi y solo tenemos ya la excursión de mañana! Hay que aprovechar lo máximo nuestra corta estancia en Krabi!

Os dejo un vídeo del día:





Saludos.

No hay comentarios :

Publicar un comentario